Ya soy padrino ¿y ahora qué?

Ahora que ya eres «Padrino y/o Madrina» seguro te surgen muchas preguntas. No te preocupes, hemos creado este espacio para contestarlas y darte información sobre el funcionamiento del programa.

Primeramente, te agradecemos que formes parte del Programa de Moisés que lleva ya más de 20 años ofreciendo atención integral a miles de niños/as y sus familias en América Latina.

Apadrinar transciende lo económico. Al apadrinar  les brindas al niño/a,  amor, valor, soporte y confianza y eso es lo que más necesita. Además, formarás parte de su vida en el momento que sepa de ti a través de las cartas y eso le hará sentirse valioso porque sabe que, aunque estás lejos, cuenta contigo.

A continuación, te explicamos el sistema de comunicación con el niño/a tanto para particulares como para  grupos (Jóvenes, mujeres, escuela dominical e iglesia, grupos de amigos).

Preguntas frecuentes

¿Cómo será la correspondencia?

No esperes establecer de inmediato una relación de amistad con el niño/a que apadrinas, menos aún si éste es pequeño. Puede ser que tus cartas sean las únicas que reciba y las suyas te puedan parecer muy formales y poco naturales. Las formas culturales varían mucho de un país a otro, así que puede ser que las cartas sean demasiado piadosas o agradecidas. Los padres de muchos niños son analfabetos y por lo tanto los niños no recibirán ayuda en casa con su correspondencia.

A veces las cartas se escriben como un ejercicio más de clase, por eso en ocasiones pueden llegar a ser un poco impersonales. Posiblemente, las preguntas que hagas no siempre sean contestadas porque el niño no entiende el concepto de diálogo por correo. Hacemos el máximo esfuerzo para que los niños entiendan el significado de correspondencia y que el diálogo padrino y  niño pueda ser cada vez más fluido.

En el caso de niños muy pequeños, que no saben escribir, el niño realizará un dibujo y la carta será escrita por el profesor/a o responsable, informándote sobre la situación actual del niño/a. 

El niños escribirá 3 cartas al año y, a menudo, las cartas tardan mucho en llegar a su destino por causa del proceso administrativo y la logística de cada país. Las cartas de los niños son enviadas a la oficina en Barcelona y luego a los padrinos lo más rápido posible. Las cartas de los padrinos  pasan por un proceso similar pero al revés. Todo este proceso puede tardar unos tres meses en llevarse a cabo.

Envío de Regalos

Como padrino puedes enviar regalos a tu niño ya sea por su cumpleaños, por Navidad u otro motivo. Sólo ten en cuenta lo siguiente: el costo de impuestos, gastos de envío y restricciones aduaneras, suele ser mayor que el propio regalo.

Por otro lado, regalos costosos pueden generar discriminación entre los niños. entre los que tienen padrinos pudientes y aquellos que están siendo apadrinados por personas que hacen un gran sacrificio para mantener su ayuda. Por lo que aconsejamos que, en caso de querer obsequiar a los niños con algún detalle, éstos sean objetos de escaso valor económico pero significativos para el niño, tales como: tarjetas, manualidades, fotos, marcadores de libro, pequeñas láminas, etc.  Estos objetos comunican al niño que hay alguien que piensa en él. El regalo no debería medir más de un DIN A4 y no pesar más de 28 gr.

Debido a las limitaciones en los envíos de regalos se aconseja la compra del regalo en el país de origen del niño:

  • Regalo por su cumpleaños u otro motivo. Se hace la entrega del regalo al niño según el importe que nos hayas indicado.

  • Regalos por Navidad. Es una fecha especial donde todos los niños anhelan recibir un regalo, pero a veces, no todos lo reciben, sólo los niños apadrinados. Por eso,  hemos creado el Fondo Común de Navidad con el propósito que TODOS los niños del centro, tanto niños apadrinados, como los que no lo son, reciban su regalo por Navidad y participen de un programa especial. De esta forma evitamos la discriminación entre ellos. Cuando contribuyes a la compra de un regalo en Navidad para tu niño apadrinado, también lo estás haciendo para otro niño. Es lo que llamamos  #Comparte Navidad.

¿Puedo visitar al niño?

Generalmente, sí. Cada vez es más fácil viajar, lo que facilita que los padrinos puedan conocer al niño/a que apoyan. Evidentemente correrá a cargo del padrino la organización del viaje y el alojamiento, pero estaremos encantado de ponerte en contacto con la oficina nacional del programa y concretar una reunión con el niño/a.  Si piensas hacer semejante visita, por favor, pídenos los datos un par de meses antes de la fecha de salida porque los calendarios escolares son distintos a los de España, y puede que, en las fechas que tú pretendas viajar, los niños estén de vacaciones.

¿Qué reciben los niños?

A través de este programa se procura que los niños tengan acceso a la educación curricular, útiles escolares, una alimentación equilibrada, cuidados básicos de salud y formación en valores cristianos, cubriendo así las cuatro áreas de desarrollo de la persona: intelectual, física, emocional y espiritual. Más información aquí

¿Cuánto durará mi vínculo con el niño?

Mientras el niño permanezca en el programa al que asiste. Dado que trabajamos con niños en situación de exclusión social, en ocasiones y por diversas causas (la familia se traslada a otro lugar, o retiran al niño del colegio, o su situación económica mejora y ya no necesita la ayuda, etc.), el niño puede salir del programa. En este caso se sustituirá el niño por otro con las mismas necesidades. En caso que el padrino deje el programa, el niño no abandonará el programa, sino que buscaremos otro padrino.

¿Qué tipo de relación existe entre el niño y el padrino?

El programa Moisés NO es un programa de adopción ni de tutelaje, por tanto no hay ningún vínculo legal, sino que el vínculo es voluntario y de solidaridad.

Con tu contribución ayudas a que el niño, en el seno de su familia y su cultura, tenga una mejor oportunidad de desarrollar integralmente su personalidad y sus capacidades. Por lo que no contemplamos que los niños vengan a España.

¿Puedo desgravar el donativo de apadrinamiento?

Sí.

Si al rellenar el formulario nos has dado tu DNI, automáticamente nosotros declararemos tus aportaciones a la AT para que puedas desgravarlas de tu declaración del IRPF.

Si no lo hiciste y quieres desgravar tu aportación y donativos, sólo tienes que comunicarnos tus datos fiscales, es decir, tu DNI, antes del 20 de diciembre del año en curso.

Sí. Más información aquí.

¿Qué pasa si no puedo mantener los pagos o si decido dejar de apadrinar?

Si por cualquier motivo quieres dar de baja el apoyo al niño/a, puedes hacerlo.  Si la dificultad económica es a corto plazo estaríamos dispuestos a estudiar tu situación y hablar del tema, así que no dudes en ponerte en contacto con nosotros.  Llámanos al 93 420 80 72 /  620 070 833

Quiero apadrinar

Me gustaría colaborar y ser parte de este proyecto.